Colores de los caniches

En cuanto a los colores de los caniches, aunque la FCI los agrupa en seis (blanco, negro, marrón, gris, albaricoque y rojo) la realidad es un abanico con muchísimas posibilidades y tonalidades, como por ejemplo los espectaculares caobas, los glamorosos champangne, los azules, platinos o los cremas.

Independientemente de cuál sea su tamaño o color, la característica fundamental de un caniche es su elegancia, con porte de cabeza alto, movimiento orgulloso, hocico y patas largas, alegre de la cola y un pelaje que no muda y que acepta cualquier tipo de arreglo.

Caniche color negro

Caniche gigante color negro.
Vista de un caniche gigante color negro.

Al igual que el resto de caniches, aquellos que son de color negro tienen algo muy característico y que hace que resalte más su elegancia. Los caniches negros son llamativos allá donde vayan.

Caniche color blanco

Caniche color blanco.
Vista de un caniche color blanco.

Los poodles de color blanco son quizá los más sufridos ya que has de procurar tenerlos siempre limpios. Un caniche blanco sucio llamará la atención de forma negativa.

Caniche color marrón

Caniche color marrón.
Vista de un caniche color marrón chocolate.

El caniche color marrón chocolate además de deslumbrar elegancia, cuenta con un color que te permite no tener que lavarlo con demasiada frecuencia como ocurre con aquellos que tienen un color de manto más claro.

Caniche color gris

Caniche color gris plateado.
Vista de un caniche color gris.

Los caniches grises tienden a aparentar tener más edad de la que puedan llegar a tener por el hecho de relacionar su color de manto con las típicas canas que suelen salir a aquellos perros de avanzada edad.

Caniche color apricot, albaricoque o canela

Caniche color apricot, albaricoque, canela o crema.
Vista de un caniche color apricot o albaricoque.

El caniche color apricot, también llamados, albaricoque, canela o crema, son quizá los que más ternura provocan, ya bien sea por las diferentes tonalidades en su manto, o simplemente por la dulzura que desprenden.

Caniche color rojo

Caniche color rojo
Vista de un precioso caniche color rojo.

Sin lugar a dudas, los caniches de color rojo son los que más despiertan la atención. El color rojo en esta raza de perros desprenden garra y tesón. El caniche rojo es también conocido por el nombre de caniche fuego.

Caniche color azul

Caniche color azul.
Vista de un caniche color azul.

Otro color que también es muy llamativo es el del caniche color azul. Los hay con tonalidades más fuertes y otros más apagados, lo que si es cierto es que el caniche azul es una maravilla digna de contemplar entre los ejemplares de esta raza.

Caniche color arlequín

Cachorro de caniche color arlequín (blanco y negro).
Vista de un cachorro de caniche color arlequín.

El caniche arlequín es quizá el que más guste entre los más pequeños de la casa, seguramente por su relación con los arlequines de los cuentos o fábulas.

Caniche Phantom o » Caniche Fantasma»

Caniche fantasma o phantom.
Vista de un caniche color fantasma o phantom.

El caniche Phantom o también llamado caniche fantasma, cuenta con unos colores muy versátiles que permiten dejar volar la imaginación a los peluqueros caninos.

Caniche amarillo

Caniche color amarillo.
Vista de un caniche color amarillo.

El caniche amarillo es el color menos visto dentro de la raza. Se puede decir que no existen muchos que ostenten este color tan lucido. Se dice que el color amarillo en el manto de un caniche es fruto del cruce entre un caniche blanco con uno rojo, aunque no podemos confirmar al 100% que esto sea un hecho verídico.